Los mitos de la resaca

Los-mitos-de-la-resaca-1920

01 Jun Los mitos de la resaca

Hablamos hoy de un mal común que al que más o al que menos nos ha afectado: la resaca. ¿Existe algún remedio realmente efectivo? ¿Qué es verdad y qué es mentira?

Todos o casi todos hemos tenido alguna vez esa sensación de despertarnos con mareo, malestar general, dolor de cabeza, sed intensa, problemas gastrointestinales, boca seca y falta de concentración. Eses son los efectos más característicos después de un consumo excesivo o no tan excesivo de bebidas alcohólicas. El término médico es veisalgia y en diferentes países de Latinoamérica se conoce como caña, cruda, guayabo, ratón o goma.

Lo más normal es que la resaca aparezca después de haber desaparecido el alcohol en nuestra sangre. Un proceso que hay que pasar mientras se busca un remedio que sea del todo efectivo.

Si buscamos por la red algunos consejos para combatirla la mayoría serán falsos. Muchos no se han probado y otros no funcionan. Presta atención a los siguientes mitos de la resaca:

Comer antes o después de beber ayuda a reducir la resaca

No hay una prueba que lo confirme, pero muchos expertos creen que podría ayudar para que el alcohol se absorba más lentamente y en consecuencia la respuesta de nuestro organismos sea más soportable.

Beber agua para no tener resaca

Es quizás la afirmación más extendida, pero no se trata de un problema de deshidratación. Está claro que beber agua puede resultar beneficioso, pero no hará que desaparezcan todos los síntomas de la resaca por completo.

Tomar un ibuprofeno es el mejor alivio

Sí que podemos considerarlo como uno de los posibles tratamientos para la resaca porque actúa contra el dolor de cabeza y reduce otros malestares leves.

Beber leche o alcohol al día siguiente

No valdrá de nada.

Matamos neuronas

El consumo de alcohol no está relacionado con la pérdida de neuronas. Esta creencia viene por las lagunas de memoria que a veces tenemos.

Mezclar bebidas aumenta la resaca

Aunque no está demostrado sí que se sabe que las resacas de bebidas con más color y sabor suelen ser peores. Por lo que combinar diversos tipos de alcohol resulta un extra para que la resaca sea peor.

Bebidas blancas, menos resaca

Esta afirmación tiene que ver con la anterior. Ginebra o vodka se asocian con resacas más suaves o ligeras. Sin embargo hay investigaciones abiertas para desmentirlo porque todavía no se ha encontrado una explicación.

No hay una receta, medicamento o remedio del todo infalible, pero sin duda la ingesta de comida, agua o bebidas isotónicas nos harán llevar mejor el curso de la resaca.

No Comments

Post A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies